Una segunda vida para los colchones

Los colchones tienen una vida útil entre 8 y 10 años como máximo; a veces incluso menos, ya que su «ciclo de vida» depende de varios factores como su calidad, uso y mantenimiento.  Lo cierto, es que llegado el momento de renovar tu colchón, llega la gran pregunta ¿qué hago con el viejo colchón?. Los distribuidores y fabricantes ofrecemos un servicio de recogida de colchones viejos al entregar los nuevos y estos se entregan a gestores de residuos homologados. Tambien existen la opción  de llamar a los servicios de recogida de muebles y enseres del ayuntamiento de tu comunidad y ellos te indicarán cúando pasarán a recogerlo y que día puedes colocarlo en el contenedor. Lamentablemente, en algunos casos, los propios usuarios no utilizan puntos limpios ni llaman a los servicios de recogidas para deshacerse de su viejo colchón, una actuación que puede ocasionar no sólo  denuncias y multas sino un grave problema medioambiental.Un colchón tirado en la calle es una fuente de problemas de salud, atraen ratones e insectos y aumenta el riesgo de incendios..Por eso te pedimos que nunca ¡nunca! tires a la calle tu viejo colchón.

Colchones usados junto a la basura en una calle de Vitoria-Gasteiz. / R. C.

Los colchones ¡si! se pueden reciclar ♻️

Los colchones son residuos de gran volumen, por lo que sus costes de transporte son elevados; sin embargo, si se reciclan de manera adecuada, pueden formar parte de nuevos colchones u otros productos.Para su aprovechamiento, los colchones necesitan un tratamiento especial que arranca en el momento en que decidimos deshacernos de ellos.Un colchón está compuesto de metal, tela y espuma de poliuretano y la buena noticia es que todo puede ser reutilizado y reciclado. Por ejemplo, los metales pueden fundirse para generar otros metales mientras que con la tela de obtienen nuevos productos textiles.  El poliuretano, por su parte es un material que requiere un proceso complejo para su reciclado, pero resulta muy versátil en la fabricación de sillones, asientos de automoviles, adhesivos, como aislante y en paneles decorativos.En España, se calcula que se cada año se venden 1.800.000 colchones y en materia de reciclaje aún queda camino por recorrer; sin embargo, en los últimos tiempos se están produciendo avances importantes tanto a nivel público como privado; por ejemplo en algunos municipios, en colaboración con empresas especializadas, han empezado a desarrollar acciones que buscan dar una nueva vida a los materiales que forman parte de estos productos, mientras que empresas privadas como Repsol han puesto en marcha soluciones hasta ahora eran inexistentes en nuestro país.

Muestra de ello, es la inauguración a finales de 2022, de su complejo industrial de Puertollano en la provincia de Ciudad Real, que tendrá como objetivo principal el reciclado químico de espuma flexible de poliuretano de España. La planta estará en disposición de procesar alrededor de 2.000 toneladas de este material al año, el equivalente a 200.000 colchones que en fila alcanzarían los 380 kms, ¡la distancia entre Madrid y Valencia!.

Y… ¿cómo es el proceso de reciclaje de un colchón? 🤔

Cuando las empresas de gestión de residuos recolectan, transportan y reciclan los colchones, lo primero que hacen es abrir con una sierra cada colchón sin romper ningún componente, separando los distintos elementos que lo conforman. De esta forma, separan el poliuretano, la madera, los fuelles metálicos y la tela que los forra, para que cada material sea procesado y reciclado con la finalidad de fabricar nuevos elementos. La espuma de poliuretano es tratada mediante un proceso químico, convirtiéndola en polioles circulares; esos polioles se reutilizarán para fabricar nueva espuma de poliuretano y a su vez, nuevos colchones.

Otra vida a los componentes de los colchones

La buena noticia es que el 90 % de los materiales con los que está fabricado un colchón son reutilizables y reciclables.  Al reciclar colchones se pueden recuperar materias primas como:

  • El poliuretano, ”la esponja”, se puede desmenuzar mecánicamente para fabricar relleno, aislantes o para la elaboración de subproductos mediante la compactación con adhesivo.
  • La madera se utiliza para hacer astillas y usarlas en calefacción, serrín, virutas para el cuidado de animales, así como también para fabricar tablones de aglomerado.
  • Los resortes de metal pueden fundirse y entrar al mercado de materias primas como material reciclado..
  • La tela que lo recubre se reutiliza para fabricar textiles de bajo nivel, también se utiliza para generar electricidad en la industria de biocombustibles.

Compromiso FLEX®️

Como no podía ser de otra manera,  Flex®️ comprometida con la conservación de nuestro medio ambiente, integra la gestión ambiental  en toda la operativa empresarial, buscando la forma de minimizar el impacto de todas sus actividades en nuestro ecosistema, por ello:

  • Cada proceso industrial cuenta con un sistema de separación de los diferentes residuos para su posterior tratamiento (cartón, plásticos, chatarra, etc.).
  • Reciclamos los residuos textiles, tanto en nuestra fábrica de colchones como en nuestra fabrica de complementos.
  • El 60% del acero utilizado en los muelles de nuestros colchones es de origen reciclado y excelente calidad.
  • El 30% del plástico con el que se embalan los colchones es de origen reciclado y gran resistencia.
  • 100% del cartón que utilizamos en los packagings es de origen reciclado.
  • Realizamos revisiones periódicas de fugas de aire comprimido en los procesos productivos a través de un plan de mantenimiento preventivo.
  • Controlamos y medimos la emisión de humos en nuestros procesos productivos.

En Flex Shopping Center te ofrecemos colchones con grandes descuentos y variedad de modelos, medidas y precios.

LO QUIERO
QUIERO ESTE DESCUENTO
Descuentos en colchones Black Friday 2022
MUY PRONTO